La Palabra que Podría salvar tu Negocio

Por más tecnología que utilicemos en nuestra empresa, el desarrollo de nuestro negocio en realidad está en las manos de las personas que estén involucradas en él; esas personas principalmente son nuestros colaboradores y nuestros clientes.

Por un lado, los colaboradores son la única plataforma que puede apoyar el crecimiento de la empresa y por el otro, los clientes, con su dinero, decidirán si nuestro proyecto sigue adelante o no.

Como podrás imaginarte, una relación sólida, sana y productiva con tu equipo de trabajo y los clientes es indispensable para que tengas la oportunidad de alcanzar el éxito en tu negocio. Para que esas interacciones salgan bien, tú necesitas echar mano de una palabra que podría salvar tu negocio: la empatía.

La empatía se entiende como la capacidad, la sensibilidad para entender o estar consciente de las emociones e ideas de las demás. Empatía no es otra cosa que ponerse en los zapatos de las otras personas para entender por qué piensan así, o por qué hacen lo que hacen o dicen lo que dicen.

Imagínate lo valioso que será entender qué es lo que sucede en la mente de las personas más importantes para tu empresa.

Comencemos con tu equipo de colaboradores. No todo el mundo trabaja contigo por el dinero o más bien, nadie debería trabajar contigo por dinero. Efectivamente, las personas que laboran contigo deben cobrar un sueldo. Eso es lo mínimo que debes hacer por ellos. Sin embargo, es la lealtad que fomentarás en tus colaboradores lo que te diferenciará de los otros lugares donde ellos podrían emplearse. La lealtad únicamente la podrás promover mediante la empatía. A través de ella, es decir, de ver las cosas desde la perspectiva de tus colaboradores, logras entender cuál es el verdadero propósito, más allá del sueldo, que buscan lograr las personas que te acompañarán en la construcción de tu negocio. Llegas a comprender qué es para ellos importante y así procurar ayudarlos a conseguirlo. Lo que es significativo para ellos debería serlo también para ti.

Por otro lado, la empatía con tus clientes te dará la información más valiosa que existe en los negocios. Imagínate entrar en la mente de esa persona que dirá "sí" o "no" a tu producto o servicio. Con la empatía tú podrías entender cuáles son las razones por las cuales te ha elegido a ti por encima de la competencia. Entender que les gusta y qué no te permite primero, saber cuáles deben ser las características primordiales de tu producto o servicio para que puedas enfocarte en las que funcionan y eliminar las que no les gustan.

Asimismo, podrás utilizar también esos datos para publicitar tu producto o servicio en un lenguaje que se centre en lo que es relevante para tu cliente.

Utiliza estas tres recomendaciones para estimular la empatía en tu favor:

• Utiliza tu curiosidad. Haz preguntas, inicia conversaciones, trata de fomentar los canales de comunicación tanto con tus colaboradores como con tus clientes.
• Escucha.- Debes estar abierta a lo que te están diciendo las personas. Antes de tratar de imponer tu propia visión de las cosas procura estar atenta a lo que las personas te comparten de forma verbal y no verbal.
• No prejuzgues. Muchas veces nosotros partimos de nuestras propias creencias y conocimiento para tomar decisiones pero si estamos dispuestos a que las demás personas nos ayuden con información de lo que nosotros quizá no estamos al tanto.

La empatía en realidad es una habilidad que tenemos la gran mayoría de las personas. Nosotros no tenemos todas las respuestas y la empatía te puede ayudar a encontrar las que valen la pena en tu negocio.

No Comments Yet.

Leave a comment